Aprende a comer bien

Archivo de la categoría: Curiosidades

mmm-cerveza

 

¡Hola a tod@s! ¿Qué tal habéis empezado lo que ya podemos llamar fin de semana?

Hoy, mientras le daba vueltas lo que podía contaros he pensado: ¿Qué mejor tema para un viernes que la cerveza? Así que, aquí os la traigo. Empecemos.

La cerveza es una bebida a base de cebada fermentada por una levadura llamada Saccharomyces cerevisiae (la misma que para la producción del pan), cuyo consumo se ha enmarcado dentro de patrón alimentario de la Dieta Mediterránea (clásicamente entendido) y al cual se le atribuyen múltiples efectos beneficiosos sobre el organismo.

Lo primero sobre lo que quiero incidir es que todos los efectos positivos sobre los que voy a hablaros hacen referencia a un consumo moderado de cerveza (con alcohol, claro, la sin es “libre”), nunca debiendo usarse para justificar un consumo desmesurado de esta bebida.

Por un lado, deciros que la cerveza es rica tanto en vitaminas como en minerales. En cuanto a las vitaminas, las más abundantes son las del complejo B como, por ejemplo, tiamina (B1), riboflavina (B2), ácido pantoténico (B5), ácido fólico (B9) y derivados (folatos), etc…  El ácido fólico es el más abundante y, además, cumple funciones tan necesarias para nuestro organismo como el mantenimiento de la vida celular,  el crecimiento y la formación de nuevos tejidos, y la reducción de factores de riesgo de enfermedades cardiovaculares. En lo referente a los minerales, deciros que la cerveza contiene minerales como el silicio (favorece los procesos de formación ósea), magnesio, potasio y sodio. Este contenido en minerales, junto con su contenido en maltodextrinas naturales (hidratos de carbono de absorción lenta que ayudan a evitar bajadas y subidas de glucosa en sangre), hace que sea una bebida idónea para la reposición de sales minerales y azúcares tras la práctica de ejercicio físico. ¿Os habéis fijado que ahora la ofrecen en las carreras populares, maratones, etc.?

Es una bebida baja en calorías por lo que rompe con la concepción típica de la “curva de la felicidad”; su variedad con alcohol contiene unas 45 kcal/100 ml y la “sin” contiene unas 17 kcal/100 ml (la horchata de chufa 70 kcal/100 ml, la leche entera 62 kcal/ml, el zumo de piña 48 kcal/100 ml, etc.). Además, contiene fibra soluble que ayuda a combatir tanto el estreñimiento como la hipercolesterolemia (altos niveles de colesterol en sangre) y polifenoles (antioxidantes naturales) que protegen contra enfermedades cardiovasculares y reducen los procesos oxidativos responsables del envejecimiento y deterioro del organismo.

Y llegamos al tema espinoso, el alcohol etílico. Siempre y cuando hablemos de individuos adultos y sanos, un consumo moderado de cerveza con alcohol (por su efecto vasodilatador), puede llevar a diferentes beneficios sobre el organismo: reduce en torno a un 40% el riesgo de padecer angina de pecho o infarto, disminuye la incidencia de patologías como la hipertensión arterial o la diabetes y aumenta los niveles de colesterol “bueno” (HDL, ¿os acordáis?).

Por último, os dejo una imagen de la pirámide de la alimentación saludable en la que se contempla el consumo moderado de bebidas fermentadas (cerveza y vino) junto con otros factores tan importantes como el consumo de hidratos complejos, frutas y verduras, la práctica de ejercicio físico y una buena hidratación. ¡Ah! y el link de una página web dedicada a la cerveza donde podréis ampliar información si os apetece.

Copia de img_piram

Espero que os haya resultado interesante la entrada de hoy. ¿Os tomaréis una cerveza a mi salud?

¡Muchas gracias por vuestra visita! ¡Nos leemos el lunes! ¡Buen fin de semana!

Anuncios

Anorexia_bulimia_santiago_alvarez

¡Buenos días a tod@s! ¡Por fin estamos de pre-fin de semana!

Hoy quería aprovechar para aclarar un concepto que apareció en la entrada de ayer sobre la Vitamina A y que, tal vez, pudo llamaros la atención.

Os pongo en antecedentes. Cuando ayer repasamos los efectos adversos asociados a un exceso de Vitamina A, entre ellos apareció la anorexia. Supongo que vuestra primera impresión debió de ser, ¿anorexia? ¿un exceso de Vitamina A puede abocarme a paceder anorexia? Bueno pues sí, pero no se trata de la anorexia como trastorno alimentario (concepto conocido por todos) sino como síntoma asociado a una patología o estado fisiológico especial.

Como os iba diciendo, por un lado tenemos la anorexia entendida como un síntoma, que consiste en una disminución o pérdida del apetito que puede darse por diferentes razones como, por ejemplo, situaciones transitorias de estrés, patologías del aparato digestivo o generales (p.ej. cáncer), sequedad bucal en edad avanzada, uso de determinados fármacos, etc. No se trata de una enfermedad en si sino de uno de tantos procesos asociados a estados fisiológicos “no normales”.

Por el contrario, la anorexia nerviosa sí que es lo que todos conoceréis, un trastorno alimentario de base psicológica que consiste en una distorsión de la propia imagen corporal acompañada de una preocupación extrema por el aspecto físico, que deriva en una pérdida autoinducida de peso corporal (reducción de la ingesta + estimulación del vómito) hasta niveles extremos en los que peligra la vida del paciente por múltiples causas,  ya que éste está completamente desnutrido (esto lo trataremos más detalladamente en un post dedicado exclusivamente a los transtornos de la conducta alimentaria).

Con todo esto quería que, cuando leáis la palabra anorexia, no os alarméis al pensar en la segunda definición. Obviamente, por su transfondo psicológico, la anorexia nerviosa es más grave ya que el o la paciente no tiene voluntad de comer sino que, al contrario, emplea todos sus esfuerzos en no hacerlo. La anorexia como síntoma debe vigilarse para evitar que un estado de desnutrición del paciente agrave el cuadro patológico o “no normal” por el que esté atravesando. En este caso, el paciente puede no querer comer porque no tiene ganas pero, con un poco de ayuda, apoyo e información, se pueden buscar soluciones para hacerle este “trago” más llevadero.

Espero que hayáis entendido bien la diferencia. Si no, ya sabéis que aquí estoy para solucionar cualquier duda.

¡Muchas gracias por pasaros! ¡Nos leemos mañana!


bona

 

¡Hola a tod@s! ¿Qué tal habéis empezado la semana?

Hoy, y después de llevar un tiempo “desaparecida”, os traigo un tema sobre el que seguro habréis oído hablar y que posiblemente todavía os suscite alguna duda, los aditivos alimentarios.

Un aditivo alimentario es una sustancia natural o de síntesis química que se añade de manera intencionada a alimentos y bebidas con la finalidad, por un lado de mantener sus propiedades y características, y por el otro de mejorar los procesos de elaboración y/o conservación que se les aplican. Estas sustancias tienen escaso o nulo valor nutritivo.

Todos los aditivos alimentarios están regulados por la legislación y, aquellos que son aprobados por la Unión Europea se identifican mediante la letra “E” seguida de una numeración que se le asigna según la función que desempeñan (conservante, colorante, antioxidante, potenciador del sabor, edulcorante, etc.).  Para cada uno de ellos se establecen contenidos máximos aceptables en alimentos y bebidas que no deben ser sobrepasados.

Normalmente también se agrupan según su función:

– Impedir las alteraciones químicas y/o biológicas de los alimentos (antioxidantes y conservantes.

– Proporcionar a los alimentos determinadas texturas y consistencias (gelificantes, espesantes, gasificantes, etc.).

– Modificar el sabor y/o el color de los alimentos (saborizantes, colorantes, edulcorantes, etc.)

Llegados a este punto os preguntaréis, ¿Son saludables? ¿Son perjudiciales? Bueno, lo más seguro es que oigáis y leáis opiniones muy dispares, debido a que está sujeto a la interpretación personal de cada uno. En mi caso, puedo deciros que entiendo las dos vertientes de opinión que pueda haber al respecto.

Por un lado, creo que siempre es mejor un alimento lo más natural posible pero, por el otro, entiendo que por motivos de demanda actual de alimentos la producción busca optimizar las tecnologías de fabricación, mejorar alimentos para satisfacer los gustos de los consumidores y alargar la vida útil de los productos, por lo que los aditivos son en muchos casos necesarios. Seguro que habréis visto muchos anuncios publicitarios en los que el eslogan es “sin conservantes ni colorantes”. Me parece muy positivo que las tecnologías evolucionen hacia nuevas formas de producción y mantenimiento de alimentos pero, no comparto que se sirvan de demonizar determinados compuestos diciendo que son perjudiciales para la salud, cuando éstos han sido evaluados científicamente para precisamente determinar que no lo son, simplemente con la finalidad de aumentar sus ventas.

Lo que os recomiendo es que reviséis el etiquetado de los productos que consumáis, en el que se recoge (o al menos debería) la composición completa de cada uno, incluidos los aditivos.

Además, os dejo este link, de la página web de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) donde podréis ampliar la información sobre este tema desde una fuente, a mi entender, fiable.

¡Muchas gracias por vuestra visita! ¡Nos leemos mañana!


stevia1

 

¡Hola a tod@s! ¿Qué tal ha ido el fin de semana? ¿Y el lunes, cómo lo habéis empezado?

Hoy quiero hablaros de algo que algunos conoceréis y otros no, la Stevia. Se trata de una planta las hojas de la cual pueden consumirse en infusión y a la que se le han atribuido, a través de diversos estudios, diferentes propiedades beneficiosas.

De las hojas de la Stevia (que son dulces, hasta 30 veces más que el azúcar común) se extrae un tipo de edulcorante que, además de aportar pocas o ninguna caloría y de ser unas 200 veces más dulce que el azúcar común, poseen un índice glucémico bajo por lo que no producen aumento de glucosa en sangre tras su ingesta. Esto hace que sea recomendable para pacientes diabéticos que necesiten una fuente edulcorante alternativa que no tenga tanto impacto sobre la concentración de glucosa sanguínea y, por tanto, en su salud.

No obstante, a esta especie vegetal no sólo se le atribuye esta propiedad sino que se ha demostrado que ejerce efectos antiinflamatorios, antioxidantes y anticancerígenos. Todas sus características siguen bajo investigación científica y cada vez hay más datos al respecto.

Puede adquirirse para plantarla en casa y tenerla a mano para prepararnos una infusión (a la que no necesitaremos añadir ni azucar, ni sacarina, ni miel 😉 ) que nos reportará una buena inyección natural de salud.

Seguiré ampliando la información sobre este complemento natural y sus beneficios.

¿Qué opináis sobre esta planta? ¿Habíais oído hablar de ella antes?

¡Muchas gracias por vuestra visita! ¡Hasta mañana!


87569-620-282

¡Hola a tod@s! ¡Por fin he vuelto!

Después de tener unas semanas un poco caóticas entre trabajo, clases y entregas del máster, he conseguido organizarme y volver con un nuevo post hoy.

Como veréis, la imagen que os cuelgo hoy es la cabecera del programa Salvados de la noche de ayer. He aprovechado que el tema está en boca de todos últimamente para poder emitir mi opinión. El reportaje de ayer sobretodo se centraba en el destino del “sobrante” de alimentos a nivel industrial y de grandes superficies destinadas a su comercialización. No obstante, es necesario que conozcamos aquellas cosas que podemos hacer nosotros en nuestros hogares para evitar que se echen a perder los alimentos teniendo que tirarlos.

Aunque suene tópico, no hay nada como empezar planificando nuestra alimentación semanal y haciendo una lista (debe contener, preferiblemente, alimentos frescos y de temporada). Así, compraremos sólo lo necesario con lo que, además, ahorraremos. También, guisar y preparar la cantidad necesaria de alimento hará que no sea necesario pensar en qué hacer con las cantidades sobrantes. No obstante, llegados al momento (la mayoría de veces inevitable) de que nos haya sobrado algo de la comida o la cena, podemos elegir la opción clásica de congelar (sobretodo si no pensamos utilizarlo antes de 3 días) y guardar para otro momento, o podemos echarle un poco de imaginación para reutilizar las sobras pasando por nuevas combinaciones.

A continuación os dejo el tiempo aproximado que podemos tener cada tipo de alimento en la nevera sin que sufra ningún perjuicio.

article

Por último, dar una serie de ideas para transformar esos alimentos sobrantes para que sean completamente aprovechables. Si lo que nos sobra es:

– Yemas o claras en crudo, podemos usarlas para hacer flanes o huevos revueltos. Los huevos cocidos para guisos, ensaladas o sándwiches.

– Los restos de patatas cocidas las podemos emplear en ensaladas, estofados o guisos de carne o pescado.

– Las carnes o pescados, en guisos, pasteles salados, canelones o croquetas.

– Las verduras cocidas, para empanadillas, sopas, ensaladas o pasta

– El pan duro para hacer albóndigas de carne, picatostes o torrijas.

– Los quesos, para rallar sobre los platos de pasta o para una fondue.

Se trata de unas cuantas ideas para que, a partir de ellas, podáis hacer vuestras propias combinaciones y, por un lado, rentabilizar al máximo vuestro presupuesto en alimentación y, por el otro, reducir la cantidad de alimentos que se desechan cada día mientras tanta gente pasa hambre.

¡Muchas gracias por vuestra visita! ¡Hasta mañana!


 

¡Hola a tod@s!

Ya sabéis que, ahora más que nunca, el clásico tupper está en boca de todos como consecuencia de la crisis y de la reciente (y triste al ser debido a los recortes en ayudas) necesidad de los niños en edad escolar de llevarse la comida (a quienes se lo permiten) a clase. Este hecho lo repasaremos otro día dando ideas para hacer que la comida de los niños, aún en tupper, sea equilibrada y nutritiva.

Hoy mi objetivo es repasar la utilidad de este utensilio como un aliado tanto para aquellas personas que llevan a cabo una dieta como para aquellas que deciden ahorrar llevando la comida ya hecha al trabajo o al centro de estudios. Por todos es conocido que, cuando se come fuera de casa, se recurre a alimentos rápidos o a menús del día de diferentes restaurantes. El problema de esto es que o la alimentación acaba por no ser demasiado equilibrada o que el precio resulta que agrede a nuestros bolsillos. La solución, por tanto, reside en la preparación de la comida del día siguiente en casa por lo que, a parte de reducir sustancialmente el coste total del menú elaborado, se puede controlar lo que uno ingiere y la manera en que se elabora (métodos de cocción e ingredientes).

Los menús de tupper ofrecen toda la variedad posible, ya sean platos en caliente o platos en frío que se adaptan perfectamente a los alimentos disponibles en cada temporada, es decir, igual que la alimentación que llevamos a cabo en nuestra casa. Además, esto permite que seamos nosotros mismos los que planeemos lo que vamos a comer haciendo que  se integre totalmente en nuestro plan alimenticio, ya sea de pérdida de peso, de restricción en algún nutriente (colesterol, lactosa…) o acorde a nuestros gustos.

Para acabar, os dejo este link, de un blog sobre comidas para llevar, donde podréis encontrar recetas varias para hacer que vuestras comidas de tupper no sean monótonas y una encuesta para saber cuántos de vosotros tenéis que recurrir habitualmente al tupper.

¡Muchas gracias por vuestra visita! ¡Pasad buen fin de semana!


¡Buenos días a tod@s!

Hoy un post rápido para dejaros un link (pinchando aquí) del blog de la Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas (AEDN) donde encontraréis más información sobre el papel del nutricionista, tanto a nivel de mejorar el pronóstico de determinadas patologías, como a la hora de establecer medidas preventivas que eviten la aparición de éstas. Además, se incide en la gran importancia de la educación nutricional como herramienta para conseguir y mantener los objetivos establecidos.

Por otro lado, podréis conocer uno de nuestros primeros objetivos como colectivo profesional, ser incluidos en el ámbito de la sanidad pública, debido a que la alimentación es parte fundamental y determinante del estado de salud de toda la población.

Espero que os guste el artículo y que os sirva para entender un poco mejor las claves de una profesión a la que, aún estando cada vez más demandada, todavía le queda mucho camino productivo por recorrer.

¡Muchísimas gracias por visitarme! ¡Hasta mañana!



El rincón de floricienta

La vida no es más que estúpidos momentos de compleja irrealidad.

Nutritional Coaching

blog de nutrición, formación nutricional, cursos, artículos

La Ciencia y sus Demonios

La primera gran virtud del hombre fue la duda y el primer gran defecto la fe (Carl Sagan)

DINUT Dietista-Nutricionista

Dieta personalizada: pérdida de peso, nutrición clínica y deportiva. Consulta en Barcelona y Mataró

BLOG SOBRE ENDOCRINOLOGÍA Y NUTRICIÓN DEL HOSPITAL GENERAL UNIVERSITARIO DE VALENCIA

La Unidad de Endocrinología y Nutrición del Hospital General Universitario de Valencia

21 Inspiraciones

Para una vida plena y saludable

blogalimentosinocuos

The greatest WordPress.com site in all the land!

Trendy Taste

Fashion Blog by Natalia Cabezas

¿Cómo Como?

Dietista-Nutricionista en Badajoz

Mi dieta cojea

(Blog de nutrición, dietética, alimentación y ciencia) por un Dietista-Nutricionista

AEDN informa

Aprende a comer bien